Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Cuenteros, comics, exposición de libros, narraciones, juegos didácticos, música, danza, arte, entre otras expresiones culturales hicieron parte de este fascinante evento, que reunió a niñas, niños, jóvenes y adultos.

La Pinacoteca Departamental, Casa de la Cultura recibió en sus instalaciones la Feria del Libro Infantil y Juvenil, que este año se denominó “Los Direfentes”, en homenaje al libro ilustrado de Laura Bossio.

En este espacio los menores de edad y adultos tuvieron tiempo de conocer importantes obras literarias, disfrutaron de charlas con autores de libros, se adentraron en el mundo de los comics, conocieron historias de vida a través de una exposición fotográfica y exploraron la Playlist Nariño, que como lo explica Vladimir Hernández, profesional de la Dirección Administrativa de Cultura, “es la estrategia de circulación musical basada en licencias libres Creative Commons, que busca generar mecanismos de difusión y dinamización de artistas, productores y compositores del Departamento de Nariño. Las canciones que han sido otorgadas por los artistas nariñenses y usadas de forma libre por la ciudadanía, se pueden encontrar en la página web: libre.nario.gov.co ”.

“Fuimos anfitriones de esta Feria del Libro Infantil y Juvenil que organiza la fundación Quilkay, la Pinacoteca se llenó de libros, de niños, niñas, de adolescentes, de sueños, de aprendizaje a través de los libros y las diferentes muestras de creatividad de las personas. Esta es una casa de la ciudadanía y estamos prestos para apoyar todas las iniciativas”, argumentó Gloria Garzón, Directora Administrativa de Cultura de Nariño. 

El evento se desarrolló entre los días 10, 11 y 12 de mayo, con participación de más de 1.500 personas, quienes a través de la cultura descubren un mundo lleno de oportunidades y trazan objetivos ambiciosos para sus vidas. Nuestro compromiso es fomentar la lectura desde temprana edad y este tipo de escenarios son propicios para ello”, dijo Mariela Guerrero, directora de la Fundación Quilkay.